Genta-p (antibiótico sin corticoides)

Beneficios y características:

Baja el riesgo de úlcera de córnea Bovinos, Equinos, Ovinos, Porcinos y Caninos.

Indicaciones:

Patologías del ojo en general: queratoconjuntivitis, queratitis, conjuntivitis, blefaritis. Prevención y curación de lesiones de la piel: gietas o escoriaciones, heridas frescas, castraciones, incisiones quirúrgicas.

Afecciones podales: pietín, heridas traumáticas. Para el tratamiento del pietín se aconseja una limpieza profunda de la pezuña, un rociado muy intenso y luego un vendaje para permitir el efecto de la medicación.

Contraindicaciones: No administrar en animales sensibles a los principios activos. A las dosis indicadas el producto no es tóxico.

Aplicación: Vía tópica en spray. Rociar cuidadosamente el área afectada desde una distancia no mayor a los 15 centímetros. Revisar y según la gravedad del caso a tratar, repetir una a dos veces por día hasta la desaparición de los síntomas.

Nota: El uso de este producto sin un diagnóstico correcto, puede generar resistencia antimicrobiana. Se deberá respetar la dosis, intervalos y duración del tratamiento.

Período de resguardo: Sin restricciones.

Indicaciones:

CONSERVACIÓN:

El producto debe almacenarse en su envase original y conservarse a temperatura ambiente, entre 15 °C y 25 °C.

 

VENCE:

2 años desde fecha de elaboración.

 

PRESENTACIÓN:

Frasco de 250ml

Presentaciones:

Información adicional

Material

Frasco de cristal

Volumen

250 mililitros (ml)

Advertencias

  1. Almacena los productos en lugares frescos, secos y bien ventilados para mantener su integridad y eficacia.
  2. Evita la exposición a la luz directa del sol, ya que algunos productos pueden ser sensibles a la luz.
  3. Mantén los productos alejados de alimentos, bebidas y productos químicos para evitar cualquier posible contaminación.
  1. Mantén los productos fuera del alcance de los niños en todo momento.
  2. Almacénalos en lugares seguros y cerrados con llave para evitar cualquier acceso no autorizado.
  3. Enseña a los niños sobre los peligros de los medicamentos veterinarios y la importancia de no manipularlos sin supervisión adecuada.
  1. Estos productos deben ser adquiridos únicamente bajo la indicación y supervisión de un médico veterinario.
  2. No se recomienda la automedicación ni el uso sin prescripción profesional.
  3. Consulta siempre a tu veterinario para obtener la prescripción adecuada y seguir las instrucciones de uso.